Las académicas.

lunes, 5 de marzo de 2012

Ayer los académicos se nos descuelgan en el domingo de marzo sentando cátedra sobre cómo debemos denominarnos gramaticalmente bien las hembras de la manada. "La RAE ha decidido llamar la atención... " a nosotras, cuidado. Lo de hembras va por la caricatura que hace al estirar el ejemplo hasta los jabalíes, los perros y los gatos.  Sí señoras, extiende el dominio sin despeinarse. Luego se cachondea de los desdoblamientos, estos sí, absolutamente inútiles, ya que atentan contra los mecanismos más básicos de economía lingüística, (quien lleve cinco minutos en la carrera de filología lo sabe) citando un infumable párrafo de la Constitución Bolivariana (yo creo que tuvieron que estar un buen rato buscando el ejemplo más descacharrante, los machos académicos, digo) para terminar con dos joyas: nos dan un modelo femenino gramaticalmente correcto: Margarita Salas, para poder seguir su ejemplo de rectitud morfológica; y protestan encarecidamente porque ni los ayuntamientos ni los sindicatos les llaman para hacer folletos y guías municipales. Tal cual. Me alegro muchísimo de que Margarita Salas utilice correctamente el masculino plural según la norma gramatical castellana. Cómo me alegro. No es la única, a otras no se nos da tan mal de vez en cuando. Por otro lado, no sé en qué país viven. En el mío no llaman a mi curro cada vez que alguien suelta "minusválido", "retrasado mental", "loco" o "sordomudo". Sin embargo algunos llevamos ya unos años repitiendo a los cuatro vientos que a los afectados esos términos no les gustan, no les definen, les incomodan y en muchos casos directamente, les hacen daño. Todos son gramaticalmente correctos. Como el uso del masculino como género no marcado en castellano. ¿Y? ¿no se pueden hacer campañas de sensibilización? ¿no se pueden extender otros usos?  ¿cómo se ha conseguido extender el uso de términos como diversidad funcional o el mismo discapacidad? No gracias a la RAE, está claro. ¿Le suena mal gerenta de empresa? A mí también, como a Galdós le sonaría doctora. ¿Soy una "feminazi" por planteármelo? Así denominó el que viene llorado de casa a quienes optan por sugerir otros usos de la lengua. Arturo: otro modelo para la sociedad masculina, femenina y galáctica universal. Yo también defendía la gramática normativa del castellano que me enseñaron en la facultad por encima de todo. Hasta ayer. Hoy me salen las arrobas por todos lados. Ya que la mayoría de académicos son hombres hoy he decidido utilizar el plural femenino para el título. Soy todo transgresión. Si les incomoda, lo siento, nosotras llevamos unos cuantos siglos aguantándonos, se les pasará. O se volverán "mascunazis". Quién sabe. Que os den por saco. A todas.

P.D. Luis: no es personal. Es que tengo un lunes...

2 comentarios:

Deborahlibros 6/3/12 8:22  

De parte de Francesc Bon:
Sigo sin posibilidad de comentar en Esquina Rota. Ni idea de por qué. En cualquier caso comentarte que, a raíz de tu breve pero entusiasta reseña, leí Los girasoles ciegos, en apenas dos horas.
Magnífico libro.
Y sobre lo de Las académicas, todas las seguidoras de mi blog estamos contigo. TODAS.

Deborahlibros 6/3/12 10:16  

Hola Francesc, no se si te ha llegado mi respuesta por correo, por si acaso: he toquiteado medio blog, a ver si ahora puedes comentar. animo a cualquiera que tenga problemas para comentar a que me avise (deborahlibros@gmail.com) si es tan amable. Me alegra que disfrutaras con Méndez. A mí me pareció sublime. Muy duro, pero muy bueno. Un abrazo.

ShareThis

Sobre mí.

Copia, si quieres, pero méntame.

Licencia de Creative Commons

Visitas

  © Blogger template Writer's Blog by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP